Red Hat Enterprise Linux 8 lleva la experiencia Linux a todas las nubes

Red Hat Enterprise Linux 8 lleva la experiencia Linux a todas las nubes

Red Hat, el proveedor líder mundial de soluciones open source, anunció hoy la disponibilidad general de Red Hat Enterprise Linux 8, el sistema operativo diseñado para abarcar todas las implementaciones de la TI empresarial. Red Hat Enterprise Linux 8 brinda una única experiencia Linux empresarial para cualquier carga de trabajo que se ejecute en cualquier tipo de entorno, respondiendo a las necesidades tecnológicas particulares de las empresas en constante evolución. Desde la implementación en producción de nuevas cargas de trabajo Linux hasta el lanzamiento de estrategias de transformación digital, la empresa de la próxima generación se construye sobre la base de la plataforma Linux empresarial líder del mundo.

Red Hat Enterprise Linux 8 es el sistema operativo repensado para la era de la nube híbrida, concebido para dar soporte a cargas de trabajo y operaciones que van desde los centros de datos de la empresa hasta múltiples nubes públicas. Red Hat entiende que el sistema operativo no debería limitarse a ser sólo parte de un paquete de soluciones tecnológicas; debería actuar como catalizador de la innovación. Desde los contenedores de Linux y la nube híbrida hasta DevOps y la inteligencia artificial (AI), Red Hat Enterprise Linux 8 fue ideado no sólo para dar soporte a la TI empresarial en la nube híbrida sino para propiciar el progreso de estas nuevas estrategias tecnológicas.

A medida que las implementaciones de nube híbrida y multinube cobran mayor importancia, el sistema operativo también debe evolucionar a la par. Según IDC[1], el 70 por ciento de los clientes ya implementan entornos multinube y el 64 por ciento de las aplicaciones en un típico portafolio de TI hoy tienen como base un entorno de nube pública o privada. Red Hat considera al sistema operativo como la piedra angular de esta innovación en TI, entre otras cosas, especialmente sabiendo que Red Hat Enterprise Linux está en condiciones de generar un impacto de USD 10 billones en ingresos de actividades comerciales a nivel mundial en 2019[2], según un estudio realizado por IDC patrocinado por Red Hat.

Red Hat Enterprise Linux 8: Linux inteligente para la nube híbrida

Hace más de 15 años que Red Hat ayuda a las empresas a innovar con Linux, primero en sus centros de datos y ahora en toda la nube híbrida. Conforme la magnitud y el alcance de los centros de datos aumenta y la complejidad de las cargas de trabajo crece, es cada vez más importante contar con las habilidades necesarias para implementar y mantener sistemas de producción basados en Linux. A partir del anuncio de Red Hat Enterprise Linux 8, esta inteligencia y estos conocimientos técnicos ya vienen incorporados por defecto en las suscripciones de Red Hat Enterprise Linux a través de Red Hat Insights, aportando los conocimientos que Red Hat posee de Linux bajo el modelo “como servicio”.

Red Hat Insights ayuda a identificar y resolver problemas de TI en forma proactiva, desde vulnerabilidades de seguridad hasta problemas de estabilidad. Utiliza el análisis predictivo basado en el amplio conocimiento que tiene Red Hat de las tecnologías abiertas para ayudar al administrador a evitar problemas y tiempo improductivo imprevisto en los entornos de producción.

Para las organizaciones de TI, gestionar distintos sistemas en diversas infraestructuras locales y en la nube puede suponer un desafío importante. Red Hat Smart Management —un complemento de Red Hat Enterprise Linux de varias capas— ayuda a los equipos de TI a obtener los beneficios del cloud computing híbrido, minimizando al mismo tiempo las complejidades inherentes a su gestión. Red Hat Smart Management ofrece funcionalidades completas para gestionar, colocar parches, configurar y aprovisionar implementaciones de Red Hat Enterprise Linux en toda la nube híbrida mediante la combinación de Red Hat Satellite —para la gestión de sistemas locales— y los servicios de gestión de nubes —para implementaciones distribuidas de Red Hat Enterprise Linux.

Red Hat Enterprise Linux 8: Un camino más veloz hacia las aplicaciones modernas

Para poder responder a las cambiantes demandas del negocio, las organizaciones de TI recurren a nuevas cargas de trabajo —desde la inteligencia artificial (AI) hasta el Internet de las Cosas (IoT)— con la intención de generar ventajas competitivas en mercados saturados. Linux proporciona la fuerza innovadora capaz de impulsar estos servicios diferenciados. Pero sólo Red Hat Enterprise Linux 8 ofrece esta innovación junto con una base de código reforzado, extensas actualizaciones de seguridad, un soporte galardonado y un amplio ecosistema de tecnologías complementarias comprobadas y validadas.

Red Hat Enterprise Linux ha sido reconocido siempre como una base segura y estable para las aplicaciones. Sin embargo, en el pasado solía resultar difícil obtener los últimos lenguajes y marcos que preferían los desarrolladores sin comprometer esa estabilidad. Red Hat Enterprise Linux 8 introduce Application Streams, a través de los cuales los cambiantes lenguajes, marcos y herramientas del desarrollador se actualizan con frecuencia sin afectar los recursos básicos que han hecho de Red Hat Enterprise Linux un marco de referencia empresarial. Esto combina la rápida innovación del desarrollador con una producción estable en un único sistema operativo de grado empresarial.

Red Hat Enterprise Linux 8: Un mundo de oportunidades para todos

Linux continúa siendo el sistema operativo líder para que el desarrollador diseñe la próxima generación de aplicaciones empresariales. A medida que estas aplicaciones pasan a producción, crece considerablemente la necesidad de contar con estabilidad, mayor seguridad y pruebas/certificación del hardware y los entornos existentes. Esto traslada la responsabilidad de los desarrolladores a los equipos de operaciones y, sumado a la tendencia que considera a Linux como la principal plataforma para las aplicaciones de producción, hace que contar con capacidades de administración y gestión de Linux sea imprescindible para los centros de datos modernos. Red Hat Enterprise Linux 8 fue diseñado con la mente puesta en facilitar la adopción de Linux fomentando una mayor accesibilidad para los administradores de Windows, los principiantes de Linux y los nuevos administradores de sistemas, sin temor a la línea de comando.

Red Hat Enterprise Linux 8 abstrae gran parte de las enormes complejidades que plantean las minuciosas tareas del administrador del sistema o sysadmin tras la consola web de Red Hat Enterprise Linux. Esta consola proporciona una interfaz gráfica uniforme e intuitiva para la gestión y el monitoreo del sistema Red Hat Enterprise Linux, desde el estado de las máquinas virtuales hasta el rendimiento global del sistema. Para facilitar su uso aún más, Red Hat Enterprise Linux admite actualizaciones en el lugar, lo cual permite a los usuarios convertir instancias de Red Hat Enterprise Linux 7 en sistemas Red Hat Enterprise Linux 8 de manera más simplificada, eficiente y puntual.

Red Hat Enterprise Linux 8 también incluye Red Hat Enterprise Linux System Roles que automatiza muchas de las tareas de mayor complejidad relacionadas con la gestión y la configuración de Linux en producción. Los Roles del Sistema —que funcionan con tecnología Red Hat Ansible Automation— son módulos Ansible configurados previamente que habilitan cargas de trabajo automatizadas predefinidas para manejar las tareas comunes y complejas del sysadmin. Esta automatización facilita que los nuevos administradores de sistemas adopten protocolos Linux y ayuda a eliminar la falla humana como la causa de los problemas de configuración habituales.

Red Hat Enterprise Linux: Todo un mundo de posibilidades sin sacrificar la seguridad

La innovación en TI tiene sus raíces en el open source y Linux con frecuencia actúa como catalizador de los principales avances logrados en tecnología empresarial, desde los contenedores de Linux y Kubernetes hasta la tecnología serverless y AI. Red Hat Enterprise Linux 8 cuenta con el respaldo de una cadena de suministro open source más segura y fortalecida y, de este modo, ayuda a sentar las bases para que las organizaciones de TI adopten la innovación lista para producción desarrollando únicamente los paquetes que necesitan para cargas de trabajo específicas. Esto fomenta una mayor adopción de las tecnologías emergentes y al mismo tiempo ayuda a minimizar riesgos potenciales.

Con el propósito de reforzar la seguridad, Red Hat Enterprise Linux 8 admite los estándares criptográficos OpenSSL 1.1.1 y TLS 1.3. Esto proporciona acceso a algunos de los estándares de protección criptográfica más potentes y avanzados capaces de implementarse en todo el sistema por medio de un único comando, limitando así la necesidad de políticas y ajustes específicos en función de las aplicaciones.

En vista de que las aplicaciones nativas de la nube y los servicios a menudo impulsan la transformación digital, Red Hat Enterprise Linux 8 brinda soporte completo al conjunto de herramientas para contenedores de Red Hat. Este conjunto basado en estándares abiertos aporta tecnologías para la creación, ejecución e intercambio de aplicaciones en contenedores. Además ayuda a simplificar el desarrollo de contenedores y elimina la necesidad de contar con daemons de contenedores voluminosos y menos seguros.

Todos los centros de datos. Todas las nubes. Todas las aplicaciones.

Como cabe esperar de Red Hat Enterprise Linux, Red Hat Enterprise Linux 8 va acompañado de un próspero ecosistema de partners compuesto por miles de aplicaciones, imágenes de contenedores de Linux, configuraciones de hardware y proveedores de nube certificados. Al afianzarse en pruebas exhaustivas y en las sólidas colaboraciones forjadas por Red Hat con otros líderes de TI, Red Hat Enterprise Linux 8 genera un valor añadido en configuraciones de hardware y cargas de trabajo específicas, entre las que se encuentran las arquitecturas Arm y POWER, las aplicaciones en tiempo real y las soluciones SAP.

Red Hat Enterprise Linux 8 constituye la base del portafolio de nube híbrida completo de Red Hat, comenzando por Red Hat OpenShift Container Platform 4 y la próxima Red Hat OpenStack Platform 15. El futuro sistema operativo Red Hat Enterprise Linux CoreOS —pensado para alojar implementaciones de Red Hat OpenShift Container Platform con una huella mínima— también integra Red Hat Enterprise Linux 8.

Red Hat Enterprise Linux 8 también puede funcionar como sistema operativo huésped en una infraestructura de nube híbrida de Red Hat, como Red Hat OpenShift 4, Red Hat OpenStack Platform 15 y Red Hat Virtualization 4.3.

[1]    IDC, Market Analysis Perspective: Worldwide Core and Edge Computing Platforms, septiembre de 2018

[2]       Estudio de IDC, patrocinado por Red Hat, The Economic Impact of Red Hat Enterprise Linux: Trillions — Yes, Trillions of Dollars, 7 de mayo de 2019

Comments

comments

Google+ Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*