IA generativa podría aportar entre $2.6 billones a $4.4 billones de dólares anualmente de productividad en el mundo

Loading

La Inteligencia Artificial IA generativa podría aportar anualmente el equivalente de $2,6 billones de dólares a $4,4 billones de dólares en productividad en el mundo -cifra similar a los 3,1 billones de dólares del Producto Interno Bruto (PIB) del Reino Unido en 2021-, según el informe: “El potencial económico de la IA generativa: la próxima frontera de productividad”, preparado por McKinsey & Company tras analizar 63 casos de uso de esta tecnología  en 16 funciones empresariales que podrían generar estos beneficios.

De acuerdo con este informe, esto aumentaría el impacto de toda la inteligencia artificial entre un 15% y un 40%. Además, se prevé que los casos de uso de la inteligencia artificial y la analítica podrían aportar anualmente entre 11 y 17,7 billones de dólares de valor a la economía mundial. 

Industrias potenciales de la IA

Según este estudio, alrededor del 75% del potencial de valor de uso de la IA generativa se concentra en cuatro áreas: operaciones de clientes, marketing y ventas, ingeniería de software e I+D.

Se detalla que la IA generativa tendrá un impacto significativo en todos los sectores de la industria. En ese sentido, la banca, la alta tecnología y las ciencias de la vida se encuentran entre las industrias que podrían ver el mayor impacto como porcentaje de sus ingresos de la IA generativa. 

Al respecto, se estima que la IA generativa podría aportar aproximadamente $310 mil millones de dólares en valor adicional para la industria minorista (incluidos los concesionarios de automóviles) al impulsar el rendimiento en funciones como el marketing y las interacciones con los clientes. En comparación, la mayor parte del valor potencial de la alta tecnología proviene de la capacidad de la IA generativa para aumentar la velocidad y la eficiencia del desarrollo de software.

En la industria bancaria, la IA generativa tiene el potencial de mejorar las eficiencias que ya ofrece la inteligencia artificial al asumir tareas de menor valor en la gestión de riesgos, como los informes requeridos, el seguimiento de los desarrollos normativos y la recopilación de datos. Por ejemplo, la tecnología podría generar un valor equivalente entre $200 mil millones de dólares a $340 mil millones de dólares adicionales al año si los casos de uso se implementaran por completo. 

En el sector minorista y de bienes de consumo empaquetados, el impacto potencial también es significativo, de 400.000 millones de dólares a 660.000 millones de dólares al año.

La IA generativa y el trabajo

“La rápida evolución de la IA generativa plantea desafíos en términos de adquisición de habilidades y talento. Las empresas necesitarían desarrollar un banco de talentos digital, que combine habilidades digitales y de negocios, para abordar las demandas cambiantes del entorno empresarial”, resalta Felipe Villarreal socio de McKinsey & Company tras añadir que esto implica reentrenar a los empleados en habilidades digitales y establecer una progresión de habilidades basada en expertos.

De hecho, el informe destaca que la IA generativa puede aumentar sustancialmente la productividad laboral en toda la economía, pero eso requerirá inversiones para apoyar a los colaboradores a medida que cambian de actividad laboral o cambian de trabajo. La automatización de las actividades laborales individuales habilitadas por la IA podría proporcionar a la economía mundial un aumento de la productividad anual del 0,2 al 3,3% entre 2023 y 2040, según la tasa de adopción de la automatización, con una contribución de la IA generativa del 0,1 al 0,6, según la tasa de adopción de tecnología y la redistribución del tiempo de los colaboradores en otras actividades. 

Al combinar la IA generativa con todas las demás tecnologías, la automatización del trabajo podría agregar entre 0,2 y 3,3 puntos porcentuales anuales al crecimiento de la productividad. Sin embargo, los colaboradores necesitarán apoyo para aprender nuevas habilidades y algunos cambiarán de ocupación. Si se pueden gestionar las transiciones de los colaboradores y otros riesgos, la IA generativa podría contribuir sustancialmente al crecimiento económico y respaldar un mundo más sostenible e inclusivo.

“A pesar de la enorme promesa, todavía se cuenta con muchos retos al implementar las transformaciones digitales y la velocidad con la que evoluciona la tecnología es impresionante. Uno de los desafíos clave es la gestión de los riesgos inherentes a estas tecnologías. Por ejemplo a medida que la IA generativa se vuelve más sofisticada y autónoma, se hace necesario establecer marcos éticos y legales sólidos para garantizar su uso responsable y evitar consecuencias no deseadas”, puntualiza Villarreal.

Les estaremos informando con mucho más detalle, en el marco del informe especial: “Soluciones de valor de Cloud Computing y Arquitecturas de IA, Machine Learning, Deep Learning, con innovadores modelos de negocio, soluciones de IOT, soluciones de Automatización del hogar y soluciones de automatización de oficina. Infraestructura física, Cableado y gestión de cableado estructurado, infraestructura de conectividad: redes LAN, Wifi, etc y Buenas prácticas corporativas”, que estamos preparando para nuestra edición 205 y publicaremos en el mes de agosto.

Mantente conectado a nuestra revista Channel News Perú, haciendo clic aquí y suscribiéndote a nuestro newsletter para contenido de valor diario.

Notas Relacionadas